Seleccionar página

Angel García – Javier Méndez

Anécdotas y un poco de historia para demostrar que los objetivos se pueden conseguir. Pero desde luego no sin sufrimiento.